Viajar a París, la Ciudad de la Luz

enero 19, 2010 | By More

Emplazada a ambas márgenes del Río Sena, la capital francesa siempre despierta admiración en los viajeros, hasta en los más experimentados. Sin dudas, París podría ser catalogada como la capital mundial del turismo cultural por su importancia artística y cultural, con varios museos para visitar, como el mundialmente famoso Museo del Louvre, el Museo Orsay, galerías de arte, la Opera Garnier,  maravillosos monumentos como su afamada Torre Eiffel, la imponente Catedral de Notre Dame, la Basílica del Sacré-Cœur, los Campos Eliseos, barrios como el de Montmartre, varias ofertas culturales, el Moulin Rouge con sus picarescos shows, sus típicos cafés, bares al aire libre, restaurantes donde degustar sus exquisiteces culinarias, y mucho más.

París, una de las ciudades más bellas del mundo, nació alrededor del año 200 a.C, como un emplazamiento celta, tribu a la que los romanos llamaron Parisii, sin embargo, cuando estos refundan el área en el 52 a.C, la bautizaron con el nombre de Lutecia. El núcleo revolucionó rápidamente a lo largo de su historia, pero hoy es poco lo que queda del París Medieval, ya que las reformas urbanas sucedidas desde el Renacimiento hasta la actualidad, prácticamente han creado una nueva ciudad. La Isla de la Ciudad (Ile de la Cité) fue el primitivo sitio fundacional, está conectada por puentes con la isla menor de San Luis y con ambas márgenes del río Sena.

¿Porqué París es conocida como la Ciudad de la Luz?

La popular denominación Ciudad de las Luces que muchos utilizamos para referirnos a Paris, deviene en que ésta fue la primer ciudad en proveer de luz eléctrica a sus calles y edificios públicos, causando una gran admiración en todo el mundo, además de ello, fue una adelantada en lo que se refiere a Derechos del Hombre, los Principios de Libertad, Igualdad y Fraternidad.

Transporte en París

Llegar a París es muy fácil ya que esta perfectamente conectada con el mundo a través de sus aeropuertos como el Roissy-Charles de Gaulle y el de Orly, situados a 22 km al nordeste y a 15 km al sur. La capital francesa también es un importante nudo de comunicaciones y transportes de Francia, con rutas, autopistas y vías férreas con modernos trenes del tipo TGV que convergen en la ciudad.

En nuestro recorrido por la ciudad podremos hacer uso de su red de transporte público, con autobuses, el metro, alquilar bicicletas, puesto que desde el 2.007 París cuenta un sistema público de alquiler de bicicletas, llamado Velib o bicicleta libre con 750 estaciones repartidas por toda la ciudad y más que 10.000 bicicletas.

Otra forma de movernos por la ciudad es embarcándonos en algunos de los cruceros por el Río Sena, los cuales resultan gratificantes paseos. También podemos viajar en taxis, alquilar un coche o motocicleta. Y si no te gusta perderte nada y estas con tiempo, lo mejor es recorrerla caminando y descubriendo cada uno de sus rincones, llenos de propuestas para el turista.

Alojamiento en París

París cuenta con hoteles para cada tipo de viajero y bolsillo, desde hoteles con encanto o cadenas hoteleras, establecimientos modestos y cómodos o totalmente de lujo. Todos ellos con una excelente ubicación, próximos a los principales museos y monumentos. Aparthoteles, Bed & Breakfasts, albergues juveniles y toda una oferta de servicios.

Tags:

Category: Europa, Francia